Tú Eres Muy Hermosa

13273

Tú Eres Muy HermosaComo consultora en imagen pública me pasa constantemente que cuando entrevisto a alguien para poder conocer su imagen actual y definir su imagen real, la percepción que tienen de sí mismos es muy diferente a la que yo veo. Por supuesto mi ojo crítico como consultora en imagen busca los errores que cometen para solucionarlos pero también busco lo sobresaliente y positivo en las personas y en ellos me baso para sacar lo mejor de sí mismos y destacar eso que los hace diferentes, los hace lucir mejor o tienen un rasgo sumamente hermoso. Cuando les comentó lo erróneo que encuentro en ellos aceptan todo y hasta me dicen cosas que yo no noto, pero cuando les digo lo hermoso que tienen o lo maravillosos que son, les cuesta mucho trabajo creerlo. Es hasta que se los demuestro que lo aceptan y deciden trabajar en esos rasgos estupendos que tienen.

Cuando trabajo con grupos de personas sucede lo mismo pero como son muchas las personas que opinan sobre la otra se dan cuenta que  no solo yo los percibo como realmente son sino que las personas que acaban de conocer o con las que tienen tratos constante los ven muy, pero muy diferente de como ellos mismos se perciben. Algunas veces terminamos las sesiones con lágrimas de esperanza y aceptación al notarse hermosos sin saber que lo eran desde hace mucho tiempo.

Generalmente cuando conocemos por primera vez a alguien, por el motivo que sea, somos amables. La gente no se fija cuando tienes un ojo caído, si tienes demasiadas pecas o manchas en el rostro, la gente se fija más cuando gesticulas y llenas de luz el lugar, la gente que te rodea no solo piensa si tienes ojos, piensan que tienes un lindo color de ojos o que son grandes o que irradian alegría. La descripción que hacen los que nos perciben por primera vez y nos comportamos de manera educada y amable, sienten nuestra verdadera gentileza, nuestra pasión por lo que sentimos en ese momento. No piensan que eres una persona que se despierta todos los días con pesadumbre y que cuando te asomas al espejo ves a una persona acabada.

Tu puedes sentirte deprimida, fea, descuidada pero cuando te ven por vez primera y eres positiva o amable podrás notar que los demás te perciben como una persona más feliz, menos descuidada y muy hermosa, tal como eres pero tú no te acuerdas que así es.

Piensa en cómo te gustaría ser, como eras o como una mejor versión de ti misma. Si tú te conocieras por primera vez, ¿te gustaría ser tu amiga, platicar contigo o te alejarías?

La forma en que eres actualmente define las amistades y tratos que tienes con las personas que te rodean, del mismo modo decide sobre los trabajos que puedes tener o ya tienes. Impacta en la forma en que tratas a tus hijos, pareja y demás familia. Analiza tu manera de ser hacia los demás y piensa como te perciben. Muchas veces nos tratan mejor ellos que nosotros a los demás, ¿tú por qué crees que sea? Acaso es cariño o ¿de verdad perciben al maravilloso ser que eres pero que tú no crees que existe?

¿Cómo puedes mejorar? No seas tan severa en tus autocríticas, busca una sonrisa cuando te asomes al espejo en lugar de aborrecer tus ojeras o tus líneas  de expresión

Seguramente todos te ven hermosa, mucho más hermosa que lo que tú crees… si es así deberás de trabajar contigo misma en apreciarte, en quererte, en amarte. Tu autoestima aumentará, tu vida cambiará y tu mal humor, tu depresión y ese negativismo se irán.

Si lo que tú consideras “problema”  es físico busca en libros, revista e internet sobre cómo mejorar eso que no te gusta, Contrata un servicio de consultoría en imagen física, acude al salón de belleza para un cambio de look, etc. En nuestra sección “Belleza” puedes encontrar muchos artículos que te ayudarán a lucir hermosa sin disfrazarte, siendo solo tal cual eres. (Sección Belleza: http://www.sanayhermosa.com/category/belleza/ )

Si tu problema es de salud entonces acude con tu médico de cabecera y explícale lo que te sucede, el podrá ayudarte con algún tratamiento o canalizarte con un especialista médico que resuelva tu estado de salud.

Eres mucho más hermosa de lo que crees. Confía en tu propia belleza. Empieza ahora a descubrirte y serás tú mejor amiga.

Artículo escrito por: Martha Aline De la Fuente

Mtra. Consultora en Imagen Pública